Mª José Beaumont nueva consejera de Presidencia, Justicia e Interior

Ya sabíamos que José Javier Esparza sería parlamentario y seguramente potavoz de la oposición. Ahora también sabemos los nombres que formarán el nuevo gobierno navarro. Algunos de ellos son caras conocidas por los agoizkos:

mariajosebeaumontMª José Beaumont Aristu, natural de Artieda, vive a caballo entre Artieda y Pamplona. Licenciada en Derecho. Ejerce como abogada de Derecho Público. Fue asesora personal del diputado foral Jesús Bueno entre los años 1979 y 1983 y fundadora, portavoz y abogada de la coordinadora de Itoiz.

Conoce la Administración con detalle por dentro y por fuera. Es la principal baza de María José Beaumont, la nueva consejera de Presidencia, Justicia e Interior. Abogada dedicada al derecho público, ha llevado casos relacionados con la Administración Pública en infinidad de ocasiones, tanto en Navarra como en otros territorios como por ejemplo Canarias, así como a nivel local y estatal. Una de sus facetas más conocidas públicamente es la de fundadora de la coordinadora del pantano de Itoiz, constituida en 1985, donde fue también portavoz y abogada. A nivel interno conoció la Administración de mano del diputado foral Jesús Bueno (elegido por la Agrupación Electoral Orhi Mendi), de quien fue asesora entre 1979 y 1983. Con este bagaje, la sustituta de Javier Morrás afronta una nueva etapa, de momento expectante pero con ganas de poder aportar en el nuevo Gobierno. Asegura que nunca ha militado en ningún partido político, aunque fue propuesta por EH Bildu, y que aceptó el reto de asumir estar consejería porque su nombre fue consensuado por todas las fuerzas políticas que estaban en la negociación.


mikelaranburuTambién es conocido por algunos agoizkos Mikel Aranburu Urtasun, que en los años 70 colaboró con el Grupo de Danzas de Aoiz y ha colaborado recientemente en la elaboración de las nuevas danzas agoizkas que se estrenarán en septiembre.

Será la mano derecha de Manu Ayerdi en el Ejecutivo foral en una bicefalia económica en la que el vicepresidente asume la gestión política y la promoción del empleo, y el futuro consejero se queda la llave de la caja. Aranburu será el encargado de la gestión presupuestaria, la política de ingresos y la coordinación del Convenio Económico. Tres áreas clave del Gobierno, y en especial para el conjunto de Navarra en un momento en el que toca renegociar con el Estado la relación económica bilateral y en el que la capacidad de gasto se ha visto muy mermada por la crisis económica.

Komunikabidea: Diario de Noticias